La estación de Treceño

Siempre me han llamado la atención las estaciones, mucho más que los trenes al contrario que la mayoría de los aficionados.

Y también imagino que a diferencia de la gran mayoría, me gustan más las estaciones pequeñas y con algo original que las muy ostentosa pero sin nada especial.

Os voy a mostrar en una serie de artículos ,algunas de las estaciones me más me gustan y espero coincidir con vosotros o por lo menos que os gusten las fotos y el contenido de los mismos.

Empezaré por daros a conocer la estación de Treceño, situada en el P.K. 475 de la red de ancho métrico de ADIF, antigua FEVE.

La estación aún sin electrificar posee aún en buen estado el depósito y aguada que nos recuerda los tiempos de la época del vapor.

También un pequeño almacén acaba de completar las instalaciones.

La circulación con sus colaterales, que en la actualidad son Cabezón de la sal por el lado de Santander y Unquera por el lado de Asturias..se asegura al amparo del Bloqueo Telefónico, es decir, los jefes de circulación mediante peticiones y concesiones son los que garantizan la seguridad de los trenes que por ella circulan.

El itinerario en servicio en la actualidad no contempla ningún cruce, pero con las incidencias habituales de la línea, es fácil ver algún cruce y cuando empieza la temporada de trenes turísticos más aun.

Para ayudar en la labor de los jefes de circulación, tienen otra de las joyas de la estacion y no es otro que el enclavamiento de la firma ADARO, de Gijón.

Aquí tenéis la joya, compuesta por las palancas de las dos agujas que gobierna, junto con los palanquines de los itinerarios que se pueden hacer.

Los movimientos se hacen a distancia mediante unos cables que con poleas y contrapesos mueven las agujas.

El cuadro de señales de la estación, relacionado con el enclavamiento, aunque es básico ya dispone de comprobación de las agujas.

Ahí tenéis los contrapesos del enclavamiento, que garantizan la tensión de los cables y que le acaban de dar ese toque especial a todo el conjunto de la estación.

La estación no está en el centro de la población y aunque no muy alejada le da un ambiente muy tranquilo entre un pequeño río y una ladera.

Ha tenido varios colores la fachada en los últimos tiempos, pero personalmente este color crema creo que le favorece mucho.

Os dejo un esquema de las vías, donde podemos apreciar la curiosa disposición de las mismas, con tres vías de cruce además de dos vías muertas para apartar material.

Aparte de las dos agujas gobernadas desde el enclavamiento ADARO, todo el resto han de moverse a pie de aguja para poder dar más versatilidad la estación.

Os dejo un vídeo del paso del Transcantabrico Gran Lujo, con el jefe de circulación presentando la señal de paso, donde además de poder ver la disposición de las vías se observan los cables que mueven las agujas.

Ya estamos acabando y en estas dos fotos os muestro otra de las cosas que más me llaman la atención y es el diferente nivel de las vías, siendo la de la derecha una de las vías muertas y la de la izquierda la vía que ya va hacia Cabezón de la sal.

Ya para finalizar os dejo una serie de trenes que pude sacar en los días que pude visitarla, entre ellos Transcantabrico, mercancías con diferente tracción y hasta una bateadora.

Por último agradecer a Rubén Fidalgo por sus fotos, y su asesoramiento sobre los enclavamientos ADARO, esperando poder en un futuro escribir un artículo sobre estas joyas ferroviarias.

La Robla y su Expreso

En el año 2009 empezó a circular este lujoso tren, de por aquel entonces la empresa FEVE..el tercero en discordia tras los dos Transcantabrico, poco a poco su presencia se ha ido relegando hasta casi pasar a ser testimonial.

Este año únicamente ha hecho 4 viajes que os paso a mostrar con este enlace de RENFE

Haz clic para acceder a 05-Expreso%20Robla-2018_ESP_LR.pdf

De los 4 viajes en este artículo os voy a mostrar el que hizo en la línea que le da nombre, el fc. de la Robla es la línea que mejor le sienta y además en la que más falta hace, una vez casi desaparecidos los mercancias y con los trenes de viajeros muy mermados, verlo circular es una alegría.

El viaje que os relataré será entre León y Bilbao, o hasta donde pude llegar, que fué la estación palentina de Cillamayor.

Empieza el recorrido del tren el sábado en la estación de San Feliz, hace ya unos años que el tren no llega a León y nos tendremos que conformar con verlo saliendo a unos km. de la capital leonesa.

En la primera etapa el tren llegará hasta Matallana, y aunque era muy corta quería verlo en un par de puntos más así que la foto es testimonial.

Pedrún y Pardavé son dos apeaderos antes de llegar a Matallana y con instalaciones casi reducidas a un andén y una marquesina, en Pardavé aún conservan el edificio.

En Matallana finaliza la primera etapa, los viajeros son trasladados en autocar a las cuevas de Valporquero y mientras tanto es fácil sacarlo en la estación donde parte la línea original de este ferrocarril, hasta la estación de la Robla.

La estación de la Vecilla, curiosa por su decoración pintada en blanco y azul ve pasar directo al Expreso, al carecer ya de factor de circulación.

Un punto de cruce que podia haber recogido era Boñar, pero el tiempo no dió para tanto, en el puente que hay justo a la salida lo pude ver pasar.

Estaba ya anocheciendo pero no pude pasar sin verlo pasar por la estación de la Ercina, ya desprovista de sus cambios pero con la via de cruce aún instalada.

El tren finaliza ese día en Cistierna, una de las estaciones más importantes de la línea, tenía depósito de locomotoras, talleres y más servicios como la Brigada, etc.

Aún entre niebla, esta foto es de las que más me gustan.

Al amanecer y antes de iniciar la etapa hasta Guardo me di una vuelta por la estacion, para recordar lo importante que fué hace poquito.

Ahí lo tenéis al poco de salir de Cistierna, al querer hacer un amplio reportaje no podía alejarme mucho de los puntos de paso.

Aún sin alejarse mucho es fácil ver lo impresionante del contraste del tren con el paisaje que recorre,..en estas tres fotos llegando a la Llama de la Guzpeña.

En toda esta zona, con sólo elevarse un poco es fácil sacar buenas fotos, por ejemplo en Prado de la Guzpeña..pero preferí poder continuar y en Cerezal sacar estas dos a la salida de una curva.

En Valcuende, llegando a la estación de la Espina, y tras una carretera sinuosa llegué a este punto para sacarlo cerca del punto más alto de la línea.

Ahora si que estamos ya en uno de los puntos más altos del fc.de la Robla..un par o tres más de curvas y llegamos a Guardo.

Ya en Guardo finaliza esta etapa, en esta estación empieza el pequeño ramal a la Central Térmica de Velilla, por lo que quedan restos de carbón por casi todos los rincones.

Tres imágenes desde el mismo lugar, al poco de salir de Guardo, al acompañarme mi familia en esta etapa pudimos hacer estas cosas.

A partir de aquí y hasta llegar a Cillamayor, donde acabé mi recorrido hice un número elevado de fotos, todas ellas desde la carretera y sin poder concretar mucho el punto exacto.

Eso sí, todas ellas son antes de llegar a Vado Cervera, y con la montaña palentina de fondo.

Ya para finalizar una estación que siempre me ha fascinado, la de Cillamayor, solitaria y rodeada de campos de trigo..aparte de la imagen portada de este artículo os dejo el vídeo del paso completo del Expreso por Cillamayor, no os lo perdáis.

El cuento de la 1601.

Por Ramon Capin

Hola, soy la 1601, la locomotora 1601 de FEVE y este año he tenido el gran privilegio de ser la locomotora principal en remolcar este nada común tren de viajeros.

Antes de hablaros de este tren quisiera que me conocierais un “poquitin” más. De forma breve os diré que nací en Barcelona en el año 1983 en la factoria que la MAQUINISTA TERRESTRE Y MARITIMA tenía en la Ciudad Condal, aunque mis orígenes proceden de la firma ALSTHOM en Francia, la cual tiene una amplia trayectoria en el sector ferroviario como son el AVE, TGV, EUROMED, etc. Soy la benjamina de las 30 locomotoras como yo que FEVE tiene repartidas por todo el norte de España y Castilla-León. Unos meses antes de ser asignada al tren fluvial sufrí una recaída de la cual estoy totalmente recuperada gracias a las diestras manos del personal de talleres de FEVE que metódicamente y con extraordinaria destreza me han dejado como aquel día que desde Cataluña me trasladaron a Asturias.

Bueno pues ahora que ya me conocéis un poco más voy a relataros cómo se prepara el TREN FLUVIAL. Unos días antes del acontecimiento, las locomotoras que vamos a encargarnos del remolque del tren pasamos por una minuciosa revisión en los talleres que FEVE posee en la capital del Principado de Asturias. Una vez finalizadas estas tareas se nos pasa a la nave de pintura y seguidamente otros operarios se encargan de engalanarnos para tan honorable ocasión. Tan minuciosa como la nuestra es la revisión a la que son sometidos los coches de viajeros que se encargaran de trasladar a los “SELLEROS” desde Ribadesella Puerto a Arriondas y desde Oviedo a Arriondas. En esta última estaciónse realizan las operaciones de acoplamiento de las dos composiciones para continuar viaje hasta Ribadesella siguiendo el curso del río a la vera de los palistas. Al mismo tiempo, en esos días se asigna al personal que debe acompañar en todo momento al tren y en mi caso particular he tenido la suerte de que las diestras manos de un buen maquinista como Fermín Nicieza me condujera de manera extraordinaria.

Este año he arrastrado la nada despreciable cifra de 19 coches de viajeros, 2 furgones generadores y un coche salón que hacían un peso neto de 600 toneladas, teniendo que sumar a esto las personas que transporte.

Tengo que comentar que la quinta de mis hermanas, la 1605, me acompañó acoplada detrás de mí, no porque yo no pudiera con todo el tren, pues mis 1600 CV son más que suficientes, sino para prevenir cualquier imprevisto. Pienso que mas de uno se preguntará como nació éste único tren que, por cierto, es el tren de viajeros de vía estrecha más largo del mundo. Casi medio kilometro de tren, ahí queda eso. El primer tren fluvial circuló en el año 1945 por entonces con la entrañable tracción vapor y como remolque los nostálgicos coches de madera. En el año 1968 el conocido periodista Ramón Sánchez Ocaña, reflejaba en su libro “LAS PIRAGUAS, FIESTA DE ASTURIAS” la crónica del descenso en su VII edición que aconteció en ese año 1945. “No hay ya quien pueda detenerlo. Son tantas las solicitudes para asistir a la fiesta que la escasez de combustible y de vehículos disponibles fuerzan a organizar algo distinto: aprovechar que el ferrocarril Ecoómicos de Asturias recorre prácticamente la orilla del río. Así nació el llamado tren fluvial, único en el mundo. La creación de ese tren, para que nadie en esa edición se quedara sin el enorme encanto de seguir la prueba hasta el ultimo detalle, supuso que 52 años más tarde siguiera en circulación año tras año.

A la llegada a Ribadesella Puerto los agentes de FEVE asignados a este tren se felicitaban cordialmente entre ellos por lo satisfactorio del viaje. No puedo dejar de mencionar este despliegue de personal que garantizan con su profesionalidad la seguridad de las miles de almas que abarrotan los coches.

Este año he transportado caras conocidas que en ediciones anteriores han confiado en nosotros a pesar de que a la salida de Oviedo algún personaje invitaba a no subir al tren ofreciendo un insípido y frío bus. Por supuesto había caras nuevas que a la llegada a Ribadesella me decían: “1601 cuenta con nosotros el próximo año”. Una se emociona.

Cuando leáis estas líneas es muy posible que me encuentre remolcando un pesado tren de bobinas de acero, de contenedores o de tolvas de carbón por tierras asturianas, cántabras, vizcaínas o gallegas pero deseando que en otra edición del Sella me asignen al remolque de este majestuoso, entrañable y especial tren de viajeros.

Ramón Capin Roa

Con este artículo, Ramon Capin, en una revista local de la zona de Ribadesella, relata este bonito cuento sobre la edicion del año 1997 del famoso tren fluvial, aqui os pongo una imagen de esta publicacion que me ha servido de excusa para este artículo.

Screenshot_20181014-220948_Adobe Acrobat~01.jpg

Aprovechando la ocasión y que dispongo de imágenes de la edicion de ese año que en su momento me dejó Ruben Fidalgo os mostraré lo bonita que estaba la 1601 en esa ocasión.

Oviedo agosto 1997 (2).jpg

En la imagen podéis verla a cabeza del tren en la desaparecida estación de Oviedo Económicos, momentos antes de efectuar salida.

Otra imagen parecida pero captada en las maniobras de formación del tren, tambien en Oviedo-Económicos.

Una de las imágenes más emocionantes de toda la jornada, las dos ramas del tren fluvial en Arriondas, poco antes de empezar a formar el tren completo que les llevará a Ribadesella.

Para acabar, una imagen que gustará a los que le han cogido cariño a la 1601, al año siguiente volvió a llevar al piragüero.

Esperemos que podamos seguir contando muchos ” cuentos” como éste y que el tren fluvial siga circulando años y años.

LOS TRENES DEL PUERTO

Desde que conocí este pequeño ramal siempre me llamó la atención, en la estación de Llovio, en Asturias, la línea entre Oviedo y Santander de la antigua Compañía Ferrocarriles Económicos de Asturias se bifurca hacia el Puerto de Ribadesella, en un pequeño ramal de apenas tres Km.

Aquí podeis ver algunas imágenes de la estación, que en la actualidad sólo se abre,casi exclusivamente el día del Descenso del Sella para que circule el piragüero entre Arriondas y el Puerto de Ribadesella.

Gracias a un escrito de Ramón Capin, gran conocedor de la vía estrecha os daré a conocer los tiempos en que circulaban más trenes por este ramal..empezando por los trenes regulares como el 2112.

Aquí os pongo el relato, y para ilustrarlo que mejor que una imagen de un Man con la decoración aún en color azul, del año 1983, cuando efectuaba uno de los trenes regulares al Puerto.

El tren 2112, salía de Ribadesella Puerto a las 07,10 de la mañana y tenía la llegada a Oviedo a las 09,28. A su llegada repostaba y quedaba apartado para su limpieza. A las 13,30, como tren descendente, salía de Oviedo con su composición habitual formado por los coches motores 2347 y 2348 más el coche remolque 5303 que después de un tiempo se sustituyó por el 5304. En Carancos cruzaba con el Tranvía 2116 que procedía de Llanes y nuestro tren, el 2115, le dejaba un coche motor continuando hasta Ribadesella con un solo coche motor y el remolque. A la llegada a Ribadesella Puerto a las 15,50, y tras una parada de unos 10 minutos, el tren retrocedía hasta Llovio donde quedaba estacionado quedando tanto el personal como el material en reserva ante cualquier incidencia que pudiera ocurrir en la línea. A las 18,35 salía de Oviedo el tren 2119 con destino Llanes cuya composición era la misma que la del tren 2116 al que le había dejado el coche motor en Carancos. Este tren, el 2119 con destino Llanes, al paso por Llovio le “devolvía” a la composición estacionada en Llovio en reserva el coche motor que le había dejado en Carancos. Tras la maniobra de acoplamiento y una vez que Ribadesella pasara el telefonema de “llegada” a la estación de Llovio, la composición entraba de nuevo por el Ramal de Puerto donde pernoctaba hasta las 07,10 h del día siguiente, hora que partía hacia Oviedo.
Casi todos los domingos, el maquinista de reserva de este tren de Puerto, subía a Ribadesella Estación un coche motor que quedaba estacionado “a punta anden”. Sobre este coche motor acoplaba el Rápido 2002 procedente de Bilbao y destino Oviedo para refuerzo de plazas. Eran otros tiempos…¡QUÉ TIEMPOS!. En casos excepcionales se subía toda la composición de reserva y el maquinista e interventor del tren de Puerto iban hasta Oviedo y volvían hasta Ribadesella Puerto como “tren de material vacio”.

Ramón Capin

Aquí os dejo las marchas de los trenes del lejano año 1975, personalmente pienso que aún podría darse un servicio al Puerto de Ribadesella, aunque sólo fuera en la época estival.

20160806_085322.jpg

El paisaje de la ria que se puede contemplar desde el tren en el pequeño trayecto entre Llovio y el Puerto de Ribadesella es espectacular.

El P.K. 0,0 justamente en la aguja de bifurcación, gobernada desde el enclavamiento ADARO que aún se sigue en servicio.

Aquí tenéis el enclavamiento que gobierna la estación, y que en la jornada del Descenso del Sella es un espectáculo verlo manipular.IMG_20160806_121307-01.jpeg

Algunas de las imágenes que he podido sacar en los días del Descenso del Sella que pude disfrutar de esa fiesta.

El trayecto entre Llovio y Ribadesella Puerto es el protagonista de miles de fotos cuando circula el piragüero..Ya os enseñé muchas fotos de este tramo en otros artículos pero hoy alguna foto es casi obligada.Os he puesto un poco de todo, locomotoras, automotores, composiciones curiosas y como no, el piragüero..son todas de las ediciones de los años 2015, 16 y 17.8ee01ff45ddb0904f8c9ff38104a84be~01.jpg

P1011650.JPG

Lamentablemente, el 4 de abril de 1990 circuló el último tren regular entre Oviedo y Ribadesella Puerto..A partir de ese día sólo circulaciones especiales y el piragüero han circulado por este pequeño ramal.

Os voy a mostrar imágenes de estas circulaciones especiales que amablemente me ha cedido Ramon Capin, podréis ver manes, Apolos y composiciones del Costa Verde con diferentes locomotoras.

 

Para finalizar con las circulaciones especiales os mostraré unas imágenes de un invitado si cabe más especial aún..el Transcantabrico el 16 de octubre de 1997 visitó Ribadesella Puerto y gracias a Rubén Fidalgo podemos disfrutar de estas fotos.IMG-20180420-WA0017.jpgIMG-20180420-WA0029.jpg

Y finalizo con una imagen en la que se ven las dos líneas paralelas a la entrada de Llovio, el mercancias viniendo de Ribadesella estación a la derecha y el ramal al Puerto a la izquierda.20180822_094951-01.jpeg

 

Sin duda cada uno de los que lea este articulo tendría una idea diferente de como aprovechar este pequeño ramal, cualquiera sería bueno menos tenerlo sin trenes durante todo el año.

El Bar- Museo de Maxi

Me gusta visitar museos relacionados con el ferrocarril..he estado en Gijón, Azpeitia,Vilanova,Mataporquera, Cistierna y en otros museos más pequeños, pero hay lugares que sin serlo generan la misma o más admiración..con la única presencia de una persona especial que nos enseña su vida, a través de objetos que ha vivido y disfruta enseñandolos.

Sin duda este es el ejemplo del bar de “Maxi”, como él quiere que le llamemos. Cerca de la población de Cistierna, importante ferroviariamente hablando en la línea de la Robla..encontramos un pueblecito con poco más de cuatro casas y en el que hasta hace poco era el bar,un ferroviario jubilado nos muestra objetos y fotografias que ha ido recopilando con los años.

Tenemos que decir que la entrada en su templo es libre, pero la presencia de Maxi impone..después de presentarnos y expresar nuestro deseo de admirar y fotografiar sus tesoros nos abre los brazos para que miremos y preguntemos lo que queramos.

P1010549-01.jpeg

Un señor de 95 años siempre crea admiración, pero si lo ves rodeado de fotos y te explica la historia de cada una y de los objetos que tiene recopilados, ya te quedas alucinado.

P1010551-01.jpeg

En cada una de estas fotos hay anécdotas y vivencias que no podemos ni imaginar.

Como él mismo nos contó, fueron 40 años en el ferrocarril y pasó de llevar el agua a los obreros de la Brigada a ser Jefe de Distrito en Cistierna..todo eso y sobretodo su amor al que fué su trabajo durante tantos años hace que cada una de sus fotos y objetos sean vivencias irrepetibles.

Os paso a contar parte de sus tesoros y que tan escrupulosamente guarda y ordena.

P1010538-01.jpeg

Diferentes sellos que antaño usaban los ferroviarios, para agilizar las tareas más repetitivas en los diferentes servicios.

P1010544-01.jpeg
OLYMPUS DIGITAL CAMERA

P1010543~01-01.jpeg

Gorras de diferentes categorías y que diferenciaban las funciones de los ferroviarios.

P1010548-01.jpeg

Los diferentes carriles que se usaron en el ferrocarril de la Robla, y que en la época de renovación la Junta de Castilla y León le regaló.

P1010547-02.jpeg
OLYMPUS DIGITAL CAMERA

P1010546-01.jpeg

Uno de los objetos que más me llamó la atención, fue el gráfico de trenes de la línea años atrás..sobretodo teniendo en cuenta los trenes que hay en la actualidad en la esta linea..más bien pocos.

P1010545-01.jpeg

El teléfono de magneto, que se usaba años atras, junto con las muestras de conocimiento de Maxi , nada menos que 40 años dedicados a su profesión y muchos más de abnegada devoción.IMG_20181112_124641-01.jpeg

 

P1010539-01.jpeg

Diferentes objetos de estaciones y trenes forman parte de su amplia coleccion.

P1010537-01.jpeg

La parte de su templo más llamativa..a parte de diferentes señales de las locomotoras de vapor, una auténtica olla ferroviaria, de las que usaban los ferroviarios para pasar sus largas jornadas a bordo del tren.

P1010553-01.jpegP1010552-01.jpeg

Esta es una muestra de las fotografias que alberga en lo que antes era una pequeña cantina de pueblo..todas ellas con una historia detrás y que te explica con pasión.

P1010541-01.jpeg

Los banderines que se usaban en la circulación de trenes, junto a unas chapas de inspector y otros objetos ferroviarios serán la última imagen para convenceros para visitar este lugar.

P1010550-02.jpeg

Para finalizar su imagen posando frente a una parte de sus preciados tesoros y una de las tantas historias que nos contó y que serían dignas no de un pequeño artículo, sino de un libro entero.

Una de tantas historias que conoce y nos contó fue justamente en el 1923, año en el que nació, se acabó la línea entre León y Matallana y se hizo el primer servicio completo entre León y Bilbao..el director de la Compañía o el presidente, ordenó que las dos locomotoras que hicieran el servicio fueran la 1 y la 5 que eran curiosamente la 1″Leon” y la 5 “Vizcaya”..cada una de su origen, pero que en el traslado de una de ellas aislada para el evento quedó inútil, por lo que tuvo que ser la 4 la que finalmente hiciera el viaje completo.

Historias como esta son interminables en el bar de “Maxi”, uno no se marcharia nunca de contemplar su ” museo” y de admirar la devoción con la que habla de su profesión..Ojalá todos los ferroviarios, y me incluyo, vivieramos así nuestro trabajo, aunque la verdad son otros tiempos.

Asociación de Amigos del Ferrocarril de Mataporquera

En esta ocasión os voy a dar a conocer un pequeño museo en una localidad marcada por el ferrocarril, Mataporquera..un pequeño pueblo cántabro que tiene dos estaciones, la del ferrocarril de la Robla que es la que nos ocupa y la de RENFE.

Antigua placa de locomotoras

Antiguo cocheron de locomotoras rehabilitado

Lo primero que me llama la atención es la antigua placa y cocheron de locomotoras que está rehabilitado y muestra un aspecto a años luz del que lucía años atrás.

José Andrés y Serafín junto al Museo

Nos dirigimos al Museo y nos atienden José Andrés y Serafín que en todo momento nos muestran toda su amabilidad y cortesía, ahí los vemos en el momento de despedirnos.

Al empezar la visita y nada más ver que iba con mis hijos nos ofrecieron ver una preciosa maqueta en la que tienen representados casi todos los tipos de ferrocarril y transporte posibles, ferrocarril convencional, vía estrecha, cremallera, teleférico, funicular y hasta alta velocidad.

Os pongo un pequeño vídeo que os la muestra.

Si vais con niños vale la pena verla..pero lo realmente interesante es lo que tienen dentro.

Petardos para informar de incidencias

Muestra de los petardos que el personal de recorrido ponía cuando había un peligro en la via que afectara a la circulación.

Maqueta ferroviaria

Una imagen más o menos completa de la maqueta que tienen y que tras duros años de trabajo pueden mostrar.

Colección de botones del ferrocarril

Mientras mis hijos disfrutaban de la maqueta, yo me dediqué a ver pequeños pero valiosos tesoros que tenían en el pequeño local, como por ejemplo una pequeña colección de botones del ferrocarril de la Robla.

Olla ferroviaria

Otro elemento original de este pequeño y a la vez gran ferrocarril es la olla ferroviaria, elemento donde los ferroviarios preparaban la comida en las eternas jornadas que día tras día realizaban.

Panel del antiguo CTC de Santander

Otra joya, que si alguien quiere que le envíe fotos con más detalle puedo hacerlo, es el antiguo panel del CTC de Santander..una pena que tantos mosaicos como éste han desaparecido con lo que representan.

Colección de gorras

Colección de billetes

Otras colecciones dignas de ver son las de gorras ferroviarias y de billetes antiguos de cartón.

Estación de Mataporquera

Saliendo de esa pequeña sala y antes de adentrarnos en el Museo, que hay que comentar que era el antiguo dormitorio del personal, os muestro el remozado estado de la estación de Mataporquera y un pequeño “jardin” que han montado con diferentes señales de la línea.

Jardín con señales

Monumento al ferroviario

Antes de entrar en el Museo, destacar este pequeño monumento dedicado a los ferroviarios, sin duda para mí una gran obra de arte.

Jefe de circulación

Una vez dentro del Museo lo primero que llama la atención es un maniquí con el antiguo uniforme de FEVE y un maravilloso armario de billetes antiguos.

Armario de billetes

A partir de ahí toda una serie de vitrinas, planos y vídeos nos muestran sobretodo la historia del ferrocarril de la Robla, además de otros detalles y fundamentos del ferrocarril.

Silbatos y reglamentos

Banderín, gorra y reglamentos

Sólo os pongo dos de las muchas que hay, con banderines, gorras, silbatos y reglamentos…en fin, la esencia del ferrocarril.

Ya finalizo mi relato sin explicaros lo más importante..por poco que podáis acercaros a Mataporquera, podréis visitar un museo gratuito, con el que sólo tendréis que colaborar con vuestra voluntad y además de poder ver el cruce de los antiguos correos, sobre las 18 horas cada día, si acertais en el dia podréis ver el Transcantabrico Clásico o el Expreso de la Robla, sin duda una visita recomendable.

Y sobretodo el trato y la amabilidad de José Andrés y Serafín que en todo momento están atentos a los visitantes…Os pongo el enlace a su página web donde podréis ver algún dato más.

Asociación Amigos del Ferrocarril de Mataporquera

Calle de la Constitución, 19, 39410 Mataporquera, Cantabria
942 77 01 64

http://www.aafmataporquera.com/

La estación del “Vasco”

Hoy os voy a hablar de una estación, que no conocí, pero que por las fotos que he visto y lo que he oido siempre me fascinó, la estacion del “Vasco” de Oviedo.

No soy de Oviedo, ni siquiera asturiano..pero sí ferroviario, y me he pasado media vida trabajando en estaciones. Unas eran centenarias, otras montones de cemento con hierros y otras tenían sus años, pero se habían rehabilitado intentando mantenerse fiel a su origen.

La primera vez que pisé Oviedo fue en el año 1993 y al poco de callejear y visitar las estaciones de Económicos y de Jovellanos, siempre acababa oyendo un “run run “sobre lo bonita que era la estación del “Vasco”.

Recuerdo que me indicaron donde era y mi decepción cuando ví que sólo quedaba un solar y al lado una estación denominada “provisional “, que duró muchos años aunque sólo eran unos andenes y un par de casetas prefabricadas.

Diferentes tomas de la construcción de la nueva estación, que coindió en el tiempo con la destrucción de la antigua.

Ese año 1993, como os he dicho, fué la primera vez que visité Oviedo y siempre me pareció una ciudad preciosa, por eso esa estación, tan “provisional”, no pegaba nada con el señorío del resto.

Ese aspecto “provisional”, lo tuvo en los siguientes años que visité la ciudad. No obstante para los que no conocimos la antigua, también tenía su encanto, ver nuestros trenes de vía estrecha entre tantos edificios.

Pero bueno, el objeto de éste artículo es describir de forma gráfica lo que fué una estación preciosa y que si se hubiera rehabilitado podría ser una de las más bonitas de España.

Agradecer a Rubén Fidalgo, que ha sido la persona que me ha cedido todas las fotos, además de asesorarne en fechas y dudas que me han surgido.

derribo Oviedo Vasco (4).jpg

Una de las fotos que más me impresionaron, por la vida que aún desprende, poco antes de su demolición, llena de material y que contrastará con las que vereis más adelante.

derribo Oviedo Vasco (13).jpg

Una de las entradas al edificio de oficinas , con el logo de la Compañía del Ferrocarril Vasco-asturiano, que por cierto de ahí le viene el nombre, del transporte de carbón de las cuencas asturianas hasta San Esteban de Pravia, para desde ahí por barco al País Vasco.

En Enero del 1990, con la demolición de la estación ya en marcha, aún podemos ver un solitario “viudo”, que simboliza el fin cercano de la bonita edificación.

derribo Oviedo Vasco (14).jpg

Estas imágenes ya sólo generan tristeza, pero que nos muestran la grandeza y belleza de lo que podía formar parte del patrimonio ferroviario de éste país.

Y éstas más aún, desolación es lo que genera ver lo que se hizo con esta estación.

Otra de las razones por la que destacaba la estación del Vasco, era por unos murales publicitarios hechos en cerámica, y que una vez finalizada su función siguieron en la estación..actualmente están expuestos en la actual estacion de Oviedo, que supongo que será muy funcional, por compartir espacio con la de RENFE, pero que carece de la personalidad que tenían la del Vasco, Económicos, incluso la provisional de Jovellanos.

derribo Oviedo Vasco (17).jpg

derribo Oviedo Vasco (15).jpg

Para finalizar con un recuerdo más grato, os pongo estas dos imágenes en las que hasta vemos unas tolvas para el transporte de carbón..el origen de este pequeño ferrocarril Vasco-asturiano.

IMG-20180510-WA0033.jpg

Esta imagen posiblemente dará pie a otro artículo, el ferrocarril de enlace de Oviedo, entre las estaciones de Económicos y el Vasco-asturiano.

Como ya he comentado agradecer a Rubén Fidalgo por las fotografías del artículo y a Studio Aguirre Díaz por la foto de portada.

http://www.aguirrestudio.com/

El Jefe de estación

Quiero compartir con vosotros este artículo, en un día diferente para mí, un día como hoy hace 25 años, pasé a tener la categoría de jefe de estación.. y hasta hoy, con diferentes nombres..sigo regulando la circulación de trenes desde diferentes puestos y de diferentes maneras.

Hoy, 5 de mayo del 2018, volveré a hacerlo, ya no saldré con el banderín y el silbato como hace años, ni tan siquiera veré al maquinista, pero el fin será el mismo..conseguir que los trenes circulen de origen a destino con la mayor seguridad posible, y aunque cada vez los sistemas de seguridad sean más complejos, siempre intentaré dar un plus para que todos los trenes estén y se sientan más seguros.

Ahí está una de las primeras fotos, como ya he dicho dejé el banderín, el silbato y en algunos momentos la gorra, para tener como herramientas un teclado, un ratón y una pantalla con múltiples estaciones y trenes que controlar.

Mi vista del ferrocarril hace ya unos años es ésta, llueva, nieve o haga sol los días no varían mucho.. sólo la responsabilidad de saber que esas líneas, de diferentes colores son trenes llenos de gente y compañeros, hace que cada día intente superar lo hecho el dia anterior.

La imagen que se tiene del jefe de estación, la verdad es que es universal, con gorra de diferentes tipos, banderín y un silbato dando la salida a trenes, se ha visto en todos los países y en sus diferentes ferrocarriles a lo largo de los años..es una figura que llama la atención a niños y mayores, aunque por desgracia cada vez se ve menos.

En la imagen que os muestro apenas se ve el tren, pero casi todos los que vean esta foto saben, que no tardará mucho en pasar.

Ahí tenéis la última vez que dí la salida a un tren, con gorra, banderín y el silbato, que acababa de tocar..han pasado más de 10 años y lo sigo recordando como si fuera hoy. Son recuerdos supongo que como los de un delantero centro con su último gol o un cirujano en su última operación.

La verdad es que echando la vista atrás, una de las escenas que mejor recuerdo de cuando empecé a trabajar como ferroviario, es al jefe de estación dando la salida a los mercancias que acabábamos de formar, me llamó la atención esa función de todas las que rodeaban al ferrocarril y pensé que algún dia yo haría eso.

Tuve la suerte de poder dedicarme a eso, los primeros años siempre se tiene mucho respeto, que lo mejor es que dure toda tu etapa laboral, para no olvidar que son vidas humanas lo que tienes entre manos.

Aparte de eso, y aunque no tan importante como la seguridad, la puntualidad para un jefe de estación siempre es importante..en la imagen posiblemente calculando que tren iba a entrar antes.

Poco a poco fueron pasando los años y pasando por estaciones y diferentes situaciones, hasta que en una convocatoria para poder coger plaza en el CTC me decidí y me presenté..y aprobé y pasé a verme en vez de al mando de una estación de unas cuantas.

A veces hasta toda una línea, como os dije ya no se veían los trenes ni los maquinistas pero el paso del tiempo nos llevaba a eso.

Siguió pasando el tiempo, y por situaciones personales cambié de empresa, de casa y de casi todo..pero el reglamento de la imagen, que por cierto nunca tuve que estudiar,fue el que casi siempre me guió en mis decisiones.

Todo cambió bastante, excepto en el concepto de mi pensamiento..para un jefe de circulación es lo mismo el Transcantabrico, que un tren de cercanías, que una máquina de trabajos..no obstante dar la salida a un tren tan bonito como éste siempre es especial.

De mis años en FEVE casi todos los recuerdos son buenos, compañeros y el trabajo realizado me marcaron positivamente. Supongo que el hecho de ser una compañía absorbida por otra más grande, llámese RENFE, hace que siempre le tenga un recuerdo especial.. a una empresa que no existe, pero que está en el corazón de mucha gente.

Muchos recuerdos a lo largo de estos años, fotos, objetos y sobretodo pensamientos que no se olvidan.

Un banderín, una gorra de un compañero y el silbato de esos años por el Norte..y la herramienta principal de cualquier jefe de circulación, un panel sobre el que expresar sus órdenes.

Quizá el trato con los compañeros es lo que más echa de menos el “jefe de estación”, o aprovechando el momento, cualquiera de las categorías ferroviarias que pueden ejercer las funciones de regular la circulación, llámese factor de circulación, jefe de estación, oficial de circulación, operador de CTC, responsable de circulación..que durante estos años he tenido unas cuantas..y sea cual sea el nombre se acaba haciendo lo mismo.

El tiempo siempre va ligado a este trabajo, el reloj de bolsillo que llevaban los antiguos ferroviarios ha perdurado en el tiempo, muchos de ellos con el nombre de la Compañía a la que prestaban servicio.

En la imagen, con uno de esos relojes de bolsillo que tan presentes llevamos siempre.

El paso directo, una de las estampas más fotogénicas del jefe de circulación, donde hombre y máquina se juntan para darle más armonía al ferrocarril.

Finalizo ya con un recuerdo a los mercancias, esos trenes de 1000 toneladas o más y que en algunos sitios aún dependen de la mano en alto de un “jefe de estación”, o como las diferentes empresas quieran llamarlo.

Hoy hace 25 años que soy ” jefe de estacion” y espero seguirlo siendo hasta que finalice mi vida laboral.

EL EXPRESO EN ASTURIAS

Os voy a relatar con imágenes el viaje que hizo el tren Expreso de la Robla el agosto pasado, y que gracias a que estaba de vacaciones pude seguirlo en varios puntos.

Para los que no conocen el tren, os pongo un pdf del folleto oficial de RENFE publicitando los itinerarios.

Expreso de la Robla .pdf

El recorrido del tren era de Bilbao a Oviedo, y unos días más tarde regresó a la capital vizcaína.

Lo voy a dividir en las diferentes etapas que hizo el tren y que yo pude ver.

Llanes- Arriondas

Al poco de haber amanecido, el maquinista ya estaba preparando la máquina para partir hacia Arriondas, donde los viajeros podrán visitar los picos de Europa.

Una vez el tren sale de Llanes, un bonito lugar es la playa de San Antolín, aunque la foto no es la tipica al estar hecha desde la cola del Expreso.Screenshot_20181116-110021_MX Player.jpg

Al poco de salir de Toraño, y faltando poco para llegar a Arriondas también pude fotografiar al tren casi entero.Screenshot_20181116-013306_MX Player-02.jpeg

Arriondas-Nava

Después de visitar los picos de Europa y comer en Cangas de Onís, el tren parte para pernoctar en Nava..en el trayecto varias fotos.

En la antiguamente importante estación de Rianes, de donde partía un ramal a Minas de Lieres salieron estas dos imágenes.

Nava-Oviedo

Había que madrugar, para poder ver al tren estacionado en Nava. Los viajeros finalizaban el viaje en Oviedo y tenían tiempo para visitar Gijón y la capital del Principado, por lo que no se podía perder tiempo.Ya casi en Oviedo, en el paso a nivel de Colloto..lugar muy frecuentado por aficionados tuve oportunidad de verlo pasar.Screenshot_20181117-160338_MX Player-01.jpeg

Una vez finalizado el viaje y el tren sin viajeros, circula como material vacío hasta los talleres de el Berrón, para ponerlo a punto para unos días después iniciar el viaje de regreso a Bilbao.20170816_095658.jpg

Las maniobras en el Berrón suelen ser complejas, sobretodo con trenes de cierta longitud como es el Expreso de la Robla.20170816_102246-01.jpeg20170816_102110-01.jpeg

Muchos trenes y poco espacio son las pegas con las que se encuentran maquinistas y personal de maniobras.

El Berron-Oviedo

Una vez formado el tren en el Berron, circula como material vacio hasta Oviedo,ese dia no pude ver las maniobras pero lo vi pasando por la zona de mercancias.20170819_101431-01.jpegScreenshot_20181117-155335_MX Player-01.jpeg

Oviedo-Nava

20170820_082006-01.jpeg

En el viaje de vuelta, con origen en Oviedo, el tren pernoctó en Nava, y a primera hora salió rumbo a Arriondas, donde los viajeros visitarán los picos de Europa para continuar hasta Llanes a hacer noche. Al poco de salir de Nava y entre praderas es fácil sacar alguna foto bonita.Screenshot_20181116-014403_MX Player.jpg

El tramo hasta Infiesto está bastante concurrido de trenes de cercanías, por lo que es fácil verlo cruzando con alguna unidad eléctrica, como es el caso de Carancos que por la longitud de sus vías es punto habitual de cruce.20170820_085748-01.jpegIMG_20181117_160625-01.jpeg

Saliendo de Carancos la vía transcurre paralela a la vía por lo que es fácil parar a ver el paso de los trenes.Screenshot_20181116-014640_MX Player.jpg

Ya os he contado alguna vez la magia del paso a nivel de Infiesto..creo que puse casi todos los tipos de tren, y el Expreso no podía faltar.20170820_092537-01.jpeg

Es quizá de las fotos que más me gustan..aparte de la foto en si, verlo pasar por ese lugar te hace creer que el futuro de la vía estrecha en este país no puede ser tan malo.

Saliendo de Infiesto, acaban los sistemas automáticos en la regulación de la circulación, para utilizar el bloqueo telefónico, por desgracia muchas estaciones carecen de personal como esta de Villamayor, por la que el Expreso pasa sin parar.Screenshot_20181116-154517_MX Player-01.jpeg

Soto de Dueñas es la estación colateral de Arriondas, pintada en la actualidad con un color amarillo y azul siempre tendrá su encanto.20170820_094322-01.jpeg

Aparte aunque no salga en la foto, el jefe de circulación dando paso acaba de darle el toque especial a esta imagen.

Llanes -Cabezon de la Sal

El último día antes de salir de Asturias, el tren volvía a salir temprano..despues de cruzar con el mercancias de Santander lo esperaba justo a la salida para ver el contraste con la sierra tan cercana a Llanes.20170821_081322-01.jpeg

El siguiente y último paso fue en Unquera, frontera entre Asturias y Cantabria, el puente que une ambas comunidades con el Expreso cruzando me pareció buena imagen para acabar.Screenshot_20181116-015038_MX Player-01.jpeg20170821_093949-01.jpeg20170821_094906-01.jpeg

Para finalizar una sorpresa que no la tenía prevista..ese día el Expreso coincidió con el referente de lujo en trenes de este país, el Transcantabrico Gran Lujo.20170821_094550-01.jpeg

Para acabar, los dos trenes emparejados con los dos furgones de cola en un primer plano.

Así acabó el periplo por Asturias y continuó hacia Bilbao.

Ya en el mes de septiembre el Expreso hizo el otro itinerario, por la linea de la Robla, por desgracia esas fueron las dos únicas salidas. Esperemos que en éste 2018 lo podamos ver más a menudo.

Trenes en Cantabria

Ya os he contado en alguna ocasión que suelo pasar mis vacaciones entre Cantabria y Asturias, las dos zonas me gustan por igual y aunque tienen muchas diferencias, algo les une y espero que siga haciéndolo..y que además es la razón de este blog, me refiero a la línea de vía estrecha de la antigua FEVE.

Os voy a poner las fotos que hice este verano pasado en la zona cántabra, espero que os guste.

Siempre paso unos días cerca de Beranga, la estación gobernada ya desde el CTC de Santander, siempre me pareció muy bonita..os dejo algunas de las fotos que hice, siempre con los primeros trenes de la mañana.

El primer servicio, procedente de Marrón, y en esta ocasión una unidad de la serie 2700.

Tiene muchos detractores está serie, la 2700, pero a nivel estético, a mi me gusta.

No hace falta decir, porque ya lo habréis notado los que seguís este blog o la página de Facebook, que me gustan casi todas las estaciones, pero hay algunas que repito y repito.

Orejo, es una de ellas, donde se bifurcan la línea a Bilbao y Liérganes..y además estacionan habitualmente trenes de trabajos.

La 1057, con unas tolvas balasteras, y mostrando un aspecto impecable siempre es un buen comienzo.

La unidad de la serie 3800, procedente de Lierganes, con destino Santander, coincide con la 1057 como espectadora de lujo.

Unos detalles, que habitualmente pasan desapercibidos, y que hacen que sencillas estaciones sean especiales para algunos.

La marquesina, los detalles del rombo de jefe de estación o el teléfono de andén, hace que nos demos cuenta del paso del tiempo.

Una estación, dos líneas…bien podría ser el título de esta foto. La frondosidad de la vegetación deja entrever un poco el abandono de la antaño, importante estación.

Siguiendo con aspectos curiosos, os dejaré esta imagen con un frondoso jardín delante de una casa, y una via que sirve de perfecto acompañante.

Efectivamente es la estación de Gibaja, que tiene dos vias de apartado, una a cada lado y que siempre me llamaron la atención.

Villaverde, estación con la piedra vista en su fachada y que da una imagen de solidez, aumentada con la vegetación que la rodea.

Además, que mejor que un Apolo para redondear el conjunto, incluido su paso a nivel.

Dejando ya de un lado las estaciones, os pondré una serie de fotos que le hice al primer regional entre Santander y Bilbao, entre las estaciones de Hoz de Anero y Gama.

Al poco de salir de Beranga hacia Gama se encuentra este punto de fácil acceso para ver el paso del Apolo.

En La recta de entrada a Hoz de Anero, el regional hacia Bilbao.

Entrando en el apeadero de Puente Agüero, además lo pude fotografiar justo al pasar el puente.

Esperando al tren y con la sencillez de las instalaciones de este apeadero, hay que encontrar distraccion donde se pueda, de ahí esta curiosa foto.

Ya para finalizar os pongo una foto de un Apolo llegando a Gama.

Y la que para mi gusto es de las más bonitas, una unidad de la serie 2700 llegando a Hoz de Anero